Support for PBS Parents provided by:


  • Cat in the Hat
  • Curious George
  • Daniel Tiger
  • Dinosaur Train
  • Peg + Cat
  • Sid the Science Kid
  • Super Why!
  • Wild Kratts
  • Martha Speaks
  • The Electric Company
  • WordGirl
  • Thomas & Friends
  • Cyberchase
  • Arthur
  • Sesame Street
  • Between the Lions
  • Mama Mirabelle
  • Caillou
  • Chuck Vanderchuck
  • Oh Noah
  • Fetch!
  • Fizzy's Lunch Lab
  • Maya & Miguel
  • Mister Rogers
  • Postcards from Buster
  • Clifford
  • SciGirls
  • Wilson & Ditch
  • WordWorld
  • DragonFly TV
  • ZOOM
Página principal » Idas al doctor »

Cuando usted está allá


Intente estos consejos provechosos en el consultorio y después de que se vayan:

Manténgase en calma y sea positivo. Guarde sus preocupaciones y manténgase bajo control, particularmente si su niño está gravemente enfermo o lesionado. Los niños captan las señales de la manera cómo reaccionan sus padres ante su enfermedad. "He observado a muchos padres que transmiten inconcientemente su angustia a los niños. A veces, los padres transmiten mucho miedo en una situación que de por sí es crítica. Algo de esta comunicación es verbal, y algo no es verbal", concluye el Dr. Benjamin Kligler.

Converse sobre lo que usted ve en el consultorio. Mire a su alrededor, identifique y comente sobre lo que usted ve. En muchos consultorios de médicos y dentistas usted puede encontrar modelos en tercera dimensión del cuerpo humano y de la boca. El jugar con estos modelos puede ser educativo y calmante, ya que disminuye la ansiedad asociada con la visita.

Mantenga a los niños cerca de usted. Sostenga a su hijo pequeño en su regazo el máximo tiempo que pueda durante el examen del doctor. Pida que su dentista le asigne un lugar lo más cerca posible de su hijo. (Pero si se puede, que su hijo no le oiga hacer esta petición.)

Acepte los sentimientos o emociones que embargan a su hijo. Los doctores y los dentistas esperan que los niños se alteren. No se sorprenda entonces ni se avergüence tampoco si su hijo tiene un ataque de llanto o haga una rabieta. No culpe a su hijo ni haga que se avergüence por sentirse de esta manera.

Pida al doctor o al dentista que explique lo qué va a hacer. Es útil pedir una explicación ANTES DE QUE comience un tratamiento, para que su hijo esté preparado. Además, usted podría preguntarle al médico o al dentista que le haga una demostración del procedimiento por adelantado o que deje que su hijo juegue con un equipo seguro para él.

Haga algo divertido cuando termine la visita. Una parada en el parque zoológico, un momento juntos leyendo su libro preferido o una ida a tomar un chocolate caliente pueden añadir un final feliz a la visita al doctor o al dentista. Si usted convierte esto en una práctica habitual, puede ser que los niños incluso lleguen a anhelar el acontecimiento futuro -o por lo menos desear lo que viene después.

Support for PBS Parents provided by: